Sabrina Salerno y las tetas que revolucionaron España

Sabrina Salerno descuido

Hoy le dedico una entrada especial a un mito erótico de los 80, que se merecería haber aparecido en La BiblioTeta hace mucho tiempo. Os hablo de Sabrina Salerno, una mujer que allá por 1987 conquistó un país con sólo un par de armas. Eso sí, de destrucción masiva.

Con sólo 19 años, Sabrina monopolizó las conversaciones de toda España. Los vídeos de cada casa se pusieron a grabar en aquella nochevieja de 1987 para inmortalizar un momento único de la televisión nacional, que todavía a día de hoy sigue en la memoria de todos.

Sabrina, una cantante italiana de tan solo 19 años, actuaba en la gala de TVE. Su tremendo par de tetas no soportó el ajetreo durante los momentos de baile al ritmo de su canción Hot Girl -existe el recuerdo equivocado de que ocurrió con Boys, pero no es así- y nos quedamos atónitos ante la liberación de unos pechos que simbolizaban un paso adelante. Sabrina colaboró más que nadie en el progreso del país.

Sabrina-descuido-02 Sabrina-descuido-03

Aunque la suposición de descuido y accidente le daba morbo al asunto, era evidente que aquello no tenía nada de casual. Sin sujetador, con esas tetas, con ese escote, y con esos botes… ¿cómo no se le iban a salir? Lo raro es que no estuvieran en todo momento fuera del vestido. Y ella era consciente de ello, pero no dejaba de saltar. Sabía que se estaba abriendo camino.

Y lo más gracioso de todo eran esas repeticiones a cámara lenta en otro recuadro mientras la canción se tomaba un respiro. Esa prueba era concluyente de que allí había tongo. Un tongo que confirmó no hace mucho el realizador de TVE por aquel entonces, Hugo Stuven:

“Cuando fuimos a montaje vimos la toma a cámara lenta. Y la teta parecía una morcilla que se inflaba y desinflaba según los movimientos de Sabrina. Nos hizo tanta gracia que decidí meter una secuencia de la teta a cámara lenta mientras había un puente musical y Sabrina no cantaba. Con aprensión, se lo enseñé a Pilar Miró por la noche, cuando veía lo que iba montando. Le hizo tanta gracia que estuvo un buen rato desternillándose de risa.”

Los descuidos de Sabrina eran tónica habitual

El éxito de Sabrina fue rápidamente in crescendo desde aquella nochevieja del 87. En España se convirtió en un auténtico sex symbol, como en Italia, y no tardaría en empezar a copar multitud de portadas de revistas demostrando su espectacular poderío físico. Sus apariciones en Interviú, eran sinónimo de tirada agotada desde el primer día.

Boys fue su gran éxito como cantante, pero incluso en el propio videoclip jugaba con esa ambigüedad tetil: “Ay, que se me salen las tetas, pero yo no quiero.” ¿Repetir la toma? ¡De eso nada! ¿Y qué decir de ese bikini blanco, ligeramente traslúcido en interacción con el agua? Sabrina era una auténtica maestra del erotismo.

Sabrina-piscina-01 Sabrina-piscina-02

Sabrina en la actualidad: Todavía más potente

Con el paso de los años su tirón se fue yendo a menos y se le perdió la pista, pero Sabrina seguía en nuestros corazones. Y lo más alucinante es que, como el buen vino, con el paso de los años se ha puesto todavía más maciza. Lo podéis comprobar en este videoclip de hace unos años en el que hace gala de su tremendo par de tetas.

Exagerada delantera, y exagerados escotes para aprovecharla. Y eso añadido a que físicamente se ha vuelto más cañón aún. De cara más bella, de cuerpo más estilizada, y hasta parece que le han crecido las tetas. ¿Soy el único que le encuentra un parecido bastante pronunciado con otra diosa italiana como Monica Bellucci?

Su rivalidad con Samantha Fox

Sabrina Salerno tuvo una guerra mediática en sus años de apogeo con otra cantante de grandes tetas que por entonces también triunfaba. Me refiero a Samantha Fox. Nuestra protagonista, preguntada sobre la rubia, declaró lo siguiente:

“La única similitud entre Samantha y yo son las tetas grandes, porque yo sí canto.”


¡Zas! Menudo tetazo en toda la cara. Pero como Dios las cría y ellas se juntan, 20 años después se reunieron para grabar una versión de la canción Call Me. En el videoclip podéis disfrutar de ambas, y comprobar que mientras en Samantha se nota el paso de los años, Sabrina ha alcanza el nivel máximo de atractivo.

He de reconocer que con esta canción me pasa lo mismo que con Boys y con Hot Girl. Las escucho y no me las puedo sacar de la cabeza. Concretamente no me puedo sacar sus tetas de la cabeza. Porque me pasa igual que al perro de Pavlov: inconscientemente relaciono estas melodías con un par de tetas enorme, y me contagia la felicidad.

GALERÍA

Sabrina Salerno nude 01 Sabrina Salerno nude 02 Sabrina Salerno nude 03 Sabrina Salerno nude 04 Sabrina Salerno nude 05 Sabrina Salerno nude 06 Sabrina Salerno nude 07 Sabrina Salerno nude 08 Sabrina Salerno nude 09 Sabrina Salerno nude 10 Sabrina Salerno nude 11 Sabrina Salerno nude 12 Sabrina Salerno nude 13 Sabrina Salerno nude 14 Sabrina Salerno nude 15 Sabrina Salerno nude 16 Sabrina Salerno nude 17 Sabrina Salerno nude 18 Sabrina Salerno nude 19 Sabrina Salerno nude 20 Sabrina Salerno nude 21 Sabrina Salerno nude 22 Sabrina Salerno nude 23 Sabrina Salerno nude 24


Tagged . Bookmark the permalink.

6 Responses to Sabrina Salerno y las tetas que revolucionaron España

  1. Zeus says:

    Esto eran mujeres de verdad

  2. Pablo says:

    Acabo de ver el video este entero por primera vez, el realizador (o el que fuera) era, es y sera un puto genio esos planos a camara lenta son magistrales

  3. SenseiSeno says:

    boys boys boys are you looking for a good time, tetamania ochentera

  4. xavibarbas says:

    No estoy de acuerdo con Sabrina. A parte de que ella sí canta, hay otra diferencia más: sus tetas són más grandes, firmes y morbosas que las de Samantha. Creo que le gana por goleada (o sea, ¡por pelotas!)

  5. manuel says:

    Sabrina eres la mujer mas , mas es que ni se decirlo ,te amo desde pequeño eres la mejor mi vida mi amor eres la mejor te lo juro y no por las tetas si no por tu perzona

  6. Anónimo says:

    Samantha Fox tenía unos pechos preciosos, pero los de Sabrina estoy de acuerdo que ganaban por goleada.En tamaño y sobre todo en firmeza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.